Allá por el año 1173 en la Toscana Italiana comenzó a construirse la torre del campanario de la catedral de Pisa.

Tras terminar los tres primeros pisos los constructores se percatarón que la torre estaba inclinada y se detuvo la obra.

100 años más tarde, Giovanni di Simone se arriesgó agregando cuatro pisos más…

800 años después la torre sigue en pie gracias en parte al amor que los italianos tienen por ella…

Quizás seamos demasiado pretenciosos o quizás, en contadas ocasiones el error sea por falta de estudio y planificación.

Sea como fuera, en el Club hacemos un repaso por esas construcciones dignas de los reyes del gotelé.

Antonio Rubio, Jaime Noguera, Doctor Osorio, Javier Ramos, Kiko Guerrero y Alberto Pons afrontan el tema desde un punto de vista «diferente»

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad